En los iniciales preparativos del año Nolasco (2018), dentro de las conversaciones que tuvieron lugar en la Junta de la Hermandad parece pertinente que, debido al marcado carácter mercedario del evento, lo mejor sería subrogarse al calendario y actividades programadas por la Orden de la Merced en los que, tanto la Hermandad como la Basílica, se ofrecen a colaborar.

La opción se inclinaría hacia la “concentración” de actos, a fin de no perder la estabilidad de la vida ordinaria de la Basílica. En particular, se propone un acto de apertura y clausura del año Nolasco, con unos determinados momentos más intensos que pudieran concentrarse en unas Jornadas para dar a conocer el perfil y la obra del santo fundador. Todo ello no es óbice para no concretar en su momento algunas iniciativas ya presentadas, como la integración de los obispados catalanes, la inauguración de una sala de exposición permanente sobre el santo, o la presentación en radio y prensa de los actos a decidir.

Esta es la medalla commemorativa y su explicación.








29/05/2015 09:00:00